Tomando como referencia que las empresas están interesadas en el vínculo entre los esfuerzos de responsabilidad social corporativa (RSC) y las actitudes del consumidor respecto a ésta, el objetivo central de este estudio es analizar el vínculo entre la edad y el género del consumidor y su posición de exigencia de responsabilidad social de las empresas en un grupo de consumidores del noreste de México.

Cambios en la conducta del consumidor

En las últimas décadas, se han observado cambios importantes en la conducta de compra; el comprador tiene menos tiempo disponible, compra en más tiendas y está poco tiempo en cada una de ellas.

Se observan dos tipos distintos de compra: disposición de compra que implica una conducta consciente, donde el cliente-consumidor pide un consejo acerca de qué comprar; y la compra de rutina, la conducta del consumidor que sabe exactamente lo que quiere, tiende a comprar más productos y le molestan las interrupciones que afectan su tiempo limitado (Soars, 2003).

Bajo estos hallazgos, se puede inferir que el consumir responsablemente requerirá (cuando menos al inicio) de un estado de disposición de compra, que es precisamente en el cual el consumidor puede darse el tiempo para analizar qué tipo de producto debe comprar. Una vez que el consumidor opta por un producto que ha sido fabricado de manera responsable, entonces pudiera formar parte del proceso de compra de rutina.

Perfil del consumidor socialmente responsable en donde se ha estudiado la variable edad

Según Kohlberg (1981), los seres humanos van evolucionando moralmente en el trascurso de su vida, aunque no todos evolucionan en su razonamiento moral de igual manera, ni todos llegan a etapas de edad avanzadas exhibiendo el mismo nivel de desarrollo moral.

En su teoría del desarrollo moral, explica que los individuos van transitando en el trascurso de su vida de la etapa preconvencional centrada en el yo, a la etapa convencional centrada en los otros cercanos, y finalmente pasan a la etapa postconvencional en donde interesa una perspectiva universal del ser humano.

Para fines del presente artículo, se esperaría que un consumidor, a medida que vaya avanzando en su madurez, también incluya en sus decisiones el impacto en lo social y no únicamente satisfacer su propia necesidad o su interés por aceptación del grupo.

Te invitamos a leer el documento completo: